Análisis Ambiental Programa Costa Caribe


03 November 2011

Este Informe de Análisis y Plan de Gestión Ambiental es una elaboración del Banco Mundial. Contiene las normativas que regirán la implementación del Programa de Desarrollo Costa Caribe que FADCANIC comenzará a ejecutar este mes, junto a OXFAM y Save The Children.

El Programa de Desarrollo Costa Caribe es una subvención del Gobierno del Reino Unido, a través del Banco Mundial, de la orden de cuatro millones de libras esterlinas (aproximadamente 6.4 millones de dólares americanos).

El Programa se dirige a actividades multisectoriales de desarrollo durante un periodo de dos años, en cinco territorios de comunidades indígenas localizadas en cuatro municipios de las dos Regiones Autónomas del Caribe (Región Autónoma Atlántica Norte, RAAN y la Región Autónoma Atlántica Sur, RAAS) y el Departamento de Jinotega. Los municipios y sus respectivos territorios de comunidades son: Prinzapolka (comunidades de Prinzu Auhya Un, Prinzu Awala); Bluefields (comunidad Rama y Kriol), Desembocadura del Río Grande (comunidad de Awaltara) y San José de Bocay (Región Especial del Alto Wangki o Coco-Bocay, comunidad Mayagna Sauni Bu).

 

El Banco Mundial establece, como parte de sus normativas, que los Proyectos que sean propuestos para ser financiados, requieren la elaboración de un Análisis Ambiental, con el fin de asegurar la sostenibilidad ambiental en el área geográfica de influencia del Proyecto propuesto. Tomando en consideración que las inversiones a realizar en el área de infraestructura son focalizadas y de tipo básico y que lo concerniente a nutrición se enfoca a promover la nutrición a través de capacitación, de campañas de educación y uso de balanzas para el control de peso, la naturaleza y magnitud de los impactos positivos y negativos que se generarán, establece al Proyecto en la Categoría B, al que se le formula su Plan de Gestión Ambiental y que se presenta en este Análisis Ambiental.

El Análisis Ambiental tiene como principal objetivo garantizar el cumplimiento de las salvaguardas del Banco Mundial y de la regulación vigente en el país, valorando la situación global del Proyecto, en donde se puedan inferir los impactos potenciales positivos y negativos y proponer un Plan de Gestión Ambiental que permita prevenir, controlar o mitigar las potenciales repercusiones desfavorables y mejorar el desempeño desde el punto de vista ambiental. El Programa activa las siguientes salvaguardas: Evaluación Ambiental (OP 4.01); Hábitats Naturales (OP/BP 4.04,); Bosques (OP/BP 4.36); Pueblos Indígenas (OP/BP 4.10); y Patrimonio Cultural y Físico (OP/BP 4.11).

El Programa, en algunas comunidades indígenas, se encuentra en áreas de conservación ambiental, o bien en ecosistemas frágiles. Las áreas protegidas o de conservación ambiental en la región del Caribe han sido constituidas básicamente para proteger, conservar y restaurar los ecosistemas típicos del trópico húmedo y hábitats de vida silvestre que están en proceso de deterioro por actividades relacionadas al avance de la frontera agrícola y deforestación entre otros. El otro aspecto es por la presencia de comunidades indígenas que en algunos casos son los últimos espacios en que se encuentran, con el fin de producir bienes y servicios en forma sostenible para el bienestar material y espiritual de las comunidades indígenas, étnicas y mestizas. En los planes de manejo establecidos de tales áreas protegidas, la categorización de zonas de manejo, tiene varias que se relacionan a las comunidades indígenas, por ejemplo, Zona de Manejo Cultural de los Indígenas Ramas; zona de pesca artesanal comunitaria, etc.

Algunos de los proyectos propuestos en el Programa se localizan en áreas protegidas. En el caso de la Región Autónoma del Atlántico Sur, RAAS, la Reserva Biológica Indio Maíz cuenta con su respectivo plan de manejo. En relación a la Reserva Natural Cerro Silva en donde se encuentran comunidades Rama y Creole, está en la fase final de ratificación del Plan de Manejo Conjunto entre la autoridad ambiental y el territorio indígena, para luego hacer la publicación oficial del mismo en el Diario Oficial La Gaceta. En la Región Especial del Alto Wangki o Coco-Bocay, comunidad Mayagna Sauni Bu, se localiza en la Reserva de la Biósfera de BOSAWAS que también cuenta con su plan de manejo.

En el caso de la Región Autónoma del Atlántico Norte, RAAN, algunos de los proyectos propuestos también se encuentran localizados en áreas protegidas, bajo la categoría de Reserva Natural: Laguna de Kukalaya, y Laguna de Layasika, ambas localizadas en territorio Prinzu Auhya Un; Alamikamba Limbaika en el territorio Prinzu Awala. Estas únicamente se encuentran definidas a nivel de Decreto 42-91, año 1991 y no forman parte de los sitios RAMSAR. En estos casos, no han sido establecidos los planes de manejo y las autoridades regionales no tienen planes al momento de iniciar los estudios; sin embargo, en estas áreas se tiene previsto ejecutar obras menores de infraestructura ubicadas en áreas intervenidas como es el caso de un canal de drenaje (500 m) en Alamikamba para evacuar las aguas que quedan estancadas en la estación lluviosa en la parte central de la comunidad. . En cuanto a la comunidad de la Laguna de Kukalaya el territorio mejorará las condiciones del atracadero de botes existente. En Laguna de Layasika se instalarán paneles solares y en Limbaika se harán dos puentes peatonales. Como un aporte adicional del Programa se recomienda incluir recursos adicionales para financiar la formulación del Plan de Manejo de estas Áreas Protegidas.

En este contexto, las actividades a realizarse, serán ejecutadas, considerando las distintas acciones descritas en los respectivos Planes Generales de Manejo de las áreas protegidas. Cabe señalar que con las actividades contempladas de obras menores de infraestructura, más bien proporcionará mecanismos para mejorar las condiciones ambientales y de salud en las comunidades, disminuyendo los riesgos de contaminación, por ejemplo, a través de la disponibilidad de agua de fuentes más seguras de agua, construcción de andenes peatonales, entre otros. Las ONGs, jugarán un papel muy importante para que las actividades sean realizadas cumpliendo con lo que establezcan los Planes Generales de Manejo de las Áreas Protegidas y la regulación vigente.

Con relación a la obtención de los respectivos permisos ambientales, el presente Análisis Ambiental, a través de las ONGs involucradas, será sometido a las respectivas autoridades ambientales de la RAAN y de la RAAS, así como la delegación de MARENA para la Región Especial del Alto Wangki o Coco-Bocay, comunidad Mayagna Sauni Bu, a fin de obtener la autorización ambiental conforme lo establece la regulación. Cabe destacar que dichas autoridades han estado involucradas en el proceso de formulación y discusión de los componentes y han indicado una opinión muy favorable al Programa por los beneficios que brindará a las comunidades indígenas que tiene serias limitaciones.

El Análisis Ambiental incluye un Plan de Gestión Ambiental (PGA) general, donde se identifican los potenciales impactos positivos y negativos, las medidas de prevención, mitigación y compensación de los potenciales impactos negativos, así como las responsabilidades y montos estimados para su implementación, considerando que sus posibles repercusiones ambientales en las poblaciones humanas o componentes ambientales son manejables.

Descargue el Informe completo en el adjunto.

 

AttachmentSize
Analisis ambiental PROGRAMA CARIBE.pdf2.41 MB

Partners